Keiko Fujimori se reúne con líderes evangélicos

Fuerza Popular & Perú Libre se reúnen con diversos grupos evangélicos peruanos

La historia está repleta con encuentros entre líderes religiosos y candidatos políticos en las elecciones peruanas - y las segundas vueltas presidenciales no son ninguna excepción. Álvaro Vargas Llosa confirmó, en su recuento de 1990, que era en la 2a vuelta que hubo un “acontecimiento que la historia no debe desdeñar”, haciendo referencia al hecho de que el arzobispo de Lima de la Iglesia Católica del Perú entró agachado, con lunas polarizadas, al garaje del entonces (¿y todavía?) agnóstico Mario Vargas Llosa.

Hoy, en las elecciones de 2021, los religiosos y los políticos siguen reuniéndose, pero desde otros escenarios y espacios que el contexto de la pandemia genera: las lunas han sido remplazadas por pantallas, lo físico por lo virtual. En la primera vuelta, la mayoría de las 18 listas parlamentarias incluyeron candidatos que se identificaban como evangélicos. Y ahora, en la segunda vuelta, no es sorpresa que tanto Fuerza Popular como Perú Libre Libre han tomado contacto o han establecido vínculos con diversos líderes afiliados a iglesias y grupos religiosos.

Hace unos días Keiko Fujimori participó en una reunión vía Zoom con un grupo de líderes evangélicos. Se la ve desde su casa acompañado por su esposo, junto con pastores, ex-congresistas y laicos como la pareja Ricardo y Leslie Cabezas, Eduardo Concha, Eli Num Durand, Otoniel Pardo, Julio Rosas, Marcelino Salazar y Reynaldo Aragón. Dichos líderes provienen de varias iglesias conservadores como Agua Viva, la 10VM, y la Alianza Cristiana y Misionera, como de denominados grupos apostólicos. Una participación a titulo personal no tendría el valor que la candidata esperaría. Por ello, es lógico interpretar que los participantes de la reunión representaban en algo a sus iglesias, organizaciones o colectivos. (Hasta ahora no hemos identificado participantes provenientes de otros lugares fuera de Lima.)

Leer nuestra nota: ‘Castillo y la diversidad religiosa’:

Se entiende que la reunión tuvo el propósito de consolidar más que expandir el voto conservador. No todos aquellos evangélicos que se ubicaron en el ala conservadora apoyaron a Fujimori en la primera vuelta. En la llamada habían hasta candidatos que postularon en otros partidos, pero que no fueron elegidos. Julio Rosas no se hizo muy visible durante la primera vuelta, pero su hijo Christian Rosas sí apoyó abiertamente a Renovación Popular, el partido de Rafael López Aliaga. (En la madrugada el día de elecciones expresó su confianza de que el mundo virtual iba a ser modelo para el mundo real. Ahora intenta trabajar para endosar los votos hacia Fujimori.)

La reunión vía Zoom entre Keiko Fujimori y este grupo de evangélicos, según fuentes, incluyó varios asuntos, como el de crear un bloque contra el comunismo. Asimismo, se abordó la importancia de reafirmar la agenda moral de la candidata y, en particular en referencia a la toma más explícita de determinadas posiciones morales, como el del denominado "matrimonio gay". En 2011 y 2016 Fujimori hizo distintos tipos de alianzas con grupos evangélicos. En 2011 incorporó al pastor Julio Rosas como #1 en la lista de candidatos de congresistas para Lima. En 2016 ella suscribió un acuerdo impulsado por líderes evangélicos respecto a una determinada agenda que promovía los valores morales desde una perspectiva. Fue un acto pública, como se ve en la foto abajo, creando noticia cuando aconteció.

Share Puente: lo evangélico en la actualidad peruana

Pero las relaciones entre la candidata y los representantes de este grupo siempre parecen estar bajo cierta negociación. En 2015 declaró en la Universidad de Harvard, ”yo estoy a favor de la unión civil,” contradiciendo la postura de los líderes religiosos que aquel momento decidieron apoyarlo. Y en 2016 tuvo un desacuerdo con Rosas a tal punto que el pastor tuvo que postular por otro partido. Fujimori, como tituló un periódico, consiguió “un nuevo Rosas”, es decir, lo reemplazó con otro pastor en su lista de candidatos en Lima (ver imagen abajo).

Imagen 1: Fujimori con acuerdo firmado en 2016 (foto: Coordinadora ProValores) Imagen 2: Keiko Llevaría a un nuevo Rosas (La República, 14 enero 2016, p. 10)

De todos modos, por medio de Zoom, Fujimori logró juntar de nuevo a Julio Rosas como a algunos de los pastores que estuvieron en esa reunión en el ex-Coliseo Amauta de 2016 (ver imagen arriba). De hecho, hubo caras nuevas como otras ausentes. Y el tema del ‘comunismo’ crea una confluencia que no existía contra PPK en 2016. (Si conocen de algunos de otras conversaciones con la candidata tal vez se anima a mandarme unas notas acerca de ello.) La conversación acabó con cierto consenso de que los pastores iban a compartir un pronunciamiento público de apoyo a la candidatura presidencial de Keiko Fujimori. Luego de varios días de a reunión parece que la negociación persiste, pero se espera una pronta declaración. El nexo de la religión y la política continuará en este baile electoral como en futuros eventos y procesos políticos.

> Ya viene nuestra lista de evangélicos quienes son congresistas virtuales. <

Eduardo Romero, magister de la PUCP, estudia la diversidad de religión en los censos y en los procesos electorales. Bienvenido correcciones y sugerencias abajo o por correo electrónico. (Gracias a colegas por sus comentarios en la elaboración del ensayo.)